Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario, recordarlo y ofrecerle contenidos de interés. Al continuar navegando o pulsar el botón cerrar, entendemos que acepta nuestra política de cookies

Volver

detalle 1
detalle 2
detalle 3
detalle 4

Lote 6155

FRANCISCO RODRIGUEZ SANCLEMENT

FRANCISCO RODRIGUEZ SANCLEMENT
"Baile flamenco"
Firmado: en el ángulo inferior izquierdo
Óleo sobre lienzo

60 x 75 cm | 72 x 87 cm (con marco)



RODRIGUEZ SAN CLEMENT, Francisco – Elche 1893 – Santa Pola 1968 - Estudia en la Escuela de San Fernando, donde recibe clases de valencianos tan eminentes como C. Pla, Muñoz Degrain y J. Garnelo. Recibió el título de profesor de dibujo en 1914, con medalla de oro en colorido y composición, entre otros diplomas honoríficos. También en estos años estudió a los clásicos, especialmente a Velázquez y Zurbarán, copiando en el Museo del Prado. Realizó un viaje a Sevilla, donde quedó impresionado por el folclore andaluz, que plasmó repetidamente en sus lienzos con motivos sacados de campamentos gitanos. . De hecho, viajó a menudo con las caravanas, un deseo natural desde su infancia, cruzando Europa, y capturando en sus bocetos y dibujos la esencia y la magia de la vida tan rica en imágenes que le rodeaba. Durante estos viajes, Rodríguez San Clemente aprendió mucho sobre música y danza, lo que más adelante impulsaría su pasión por la pintura. Sus trabajos, no sólo celebran al individuo y su entorno, sino que trasmiten las místicas historias de pasión que están en la naturaleza del pueblo gitano En 1921 regresa a Elche, y dos años más tarde funda junto a José Lillo un taller artístico donde realiza numerosos tapices, cuadros, y también diseños y decoraciones para fallas. En 1932 se traslada de nuevo a Madrid, donde su pintura obtiene un gran éxito, y celebra exposiciones en el Círculo de Bellas Artes, toma parte en el Salón de Otoño, etc. La Guerra Civil trunca esta etapa, y el pintor retorna a Elche en 1937. Con anterioridad, en 1912, había obtenido mención honorífica en la Exposición Nacional de Bellas Artes, donde de nuevo participaría en 1915, 1930, 1934 y finalmente 1936, en cuya exposición inconclusa tenía prácticamente asegurada una segunda medalla por el cuadro “El pintor y su modelo”. Ya tras la guerra, de nuevo tomará parte en la edición de 1948. Una vez en Elche es nombrado director de la Escuela Municipal de Dibujo y Pintura, pasando por su tutela destacados artistas ilicitanos. Por estos años Rodríguez Sánchez-Clement atraviesa una etapa muy prolífica, pintando paisajes ilicitanos y retratos, sin abandonar sus conocidas escenas de baile flamenco. En 1944 obtiene el premio de honor en la Exposición Provincial de Bellas Artes, y tres años más tarde se traslada a Valencia, donde expone espléndidos cuadros con gran éxito, llegando incluso sus obras a ser exportadas a diferentes partes del mundo. De hecho, en Francia se le conocía por el sobrenombre de “Le petit Sorolla”, por su pincelada suelta y la similitud del tratamiento luminoso e impresionista. Asimismo, le fue concedida una segunda medalla por la Sociedad Portuguesa de Bellas Artes. Sus últimos días los pasará en Santa Pola, junto al mar Mediterráneo que tanto plasmó en sus lienzos. Su legado ha sido muy importante, dada la gran fecundidad del pintor, y entre sus temas destacan los de gitanos y flamencas, sus célebres palcos, los retratos, paisajes y marinas, escenas costumbristas, temas religiosos, alegorías, mayorales, corridas de toros y muy especialmente sus famosos desnudos femeninos, que revelan como ningún otro tema la maestría de Rodríguez Sánchez-Clement. Casi veinte años después de su muerte, en 1984, se le dedicó un gran homenaje en la sala Sorolla de Elche.

Teléfono para ofertas 93 680 28 20.
¡¡En los últimos 3 minutos cualquier puja
aumenta el tiempo de subasta en 3 minutos más!!

¿Preguntas más frecuentes?